Con la casa a cuestas

reflexión sobre el diseño de los objetos con los que nos movemos en el día a día.

Ordenadores portátiles, bicicletas o paraguas plegables, teléfonos móviles, cámaras de fotos compactas, libros electrónicos o reproductores de mp3 han ido apareciendo poco a poco en nuestras vidas en respuesta al incremento de horas que pasamos fuera de casa y al deseo predominante de hacer cosas o estar entretenidos mientras caminamos, esperamos o simplemente tenemos un momento libre. Además, como consecuencia, el diseño de bolsos especiales para todos estos objetos también ha ido evolucionando para hacernos la carga lo más llevadera posible.

Pero a pesar de que todos pensamos que solamente llevamos las cosas esenciales, es inevitable llevar algunas de ellas por motivos puramente emocionales. El reloj, fotos de amigos y familiares, joyas, un recuerdo de un viaje o incluso muchos de los gadgets que nos endosamos encima curiosamente, a efectos funcionales, podrían ser perfectamente prescindibles y sin embargo preferimos llevarlas con nosotros, nos sentimos más seguros con ellas y con los lazos emocionales que nos unen a ellas.

Son nuestras señas de identidad.

vía: Marta Falcón, blog experimenta

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: